viernes, 26 de abril de 2013

ALBERT SPEER 1 (color): "Por voluntad del Führer, una serie de grandes ciudades, recibirá nuevos centros por los cuales se orientará la edificación de los tiempos venideros."



PROGRAMA DE EDIFICACIÓN DEL REICH

"En el programa de edificación de la Gran Alemania ocupa lugar preferente la reforma de las ciudades alemanas.

Por voluntad del Führer, una serie de grandes ciudades, mediante el trazado de plazas y de calles representativas, recibirá nuevos centros por los cuales se orientará la edificación de los tiempos venideros.

En primer término está la reforma de la capital del Reich. Asimismo se reformarán en igual sentido Münich como la capital del Movimiento, el campo de los Congresos del Partido de Nüremberg, Hamburgo como capital del Comercio y Linz.

En los ocho años transcurridos desde la toma del poder por Adolf Hitler se ha hecho perceptible en una serie de grandes edificios el nuevo aspecto de las ciudades alemanas. Esta obra pretende dar una idea de lo proyectado y de los construido hasta ahora."


Albert Speer: Inspector General de Edificación en Berlín.


De su obra "La Nueva Arquitectura Alemana", 1941.







3 comentarios:

  1. Unas de las nociones más fascinantes formuladas por el propio Albert Speer resulta ser su Teoría del Valor como Ruina. Esta teoría postulaba como tema central la herencia que una época legaría a la posteridad. Es de resaltar como después del alzamiento de obras estructurales modernas y con el progreso del tiempo, en vez de ser un digno reflejo de una grandeza alcanzada se reduzca “a unos escombros oxidados” que no transmitirán el espíritu heroico y el “puente de tradición” del que hablaba Hitler.

    No necesitamos rebuscar demasiado para encontrar proyectos de tan baja calidad y que representan una especie de obsolescencia planificada con objeto de vender chatarra desechable aplicada a la arquitectura con el tendencioso nombre de “desconstructivismo” muy en boga. Una notable exponente de esto es Zaha Hadid. Ella ideo un proyecto en 1999 llamado el Landscape Formation 1, y actualmente se ve muy deteriorado dicha construcción considerada en su momento algo espectacular. Speer relata haber observado claramente evidencias de rápido deterioro usando excesivo hormigón armado y acero “Pase ante el amasijo que formaban los restos de hormigón armado del hangar tras su voladura; las barras de hierro asomaban por doquier y habían comenzado a oxidarse. Era fácil imaginar su ulterior descomposición.” (“Memorias”, Albert Speer)

    Luego Hitler ordenaría que las principales edificaciones del Reich fueran construidas según la “ley de las ruinas”. Las construcciones modernas son más bien funcionales y estéticamente insípidas con una durabilidad que deja mucho que desear. Lo importante para estos caballeros modernistas es vender rápido y sin mucha más complicación que la de darle una buena dosis de publicidad.

    Es importante reconocer abiertamente que las clasificaciones dadas a ciertas obras “artísticas”, tan solo con el mero objeto de denigrar es inaceptable, Un juicio de valor debe fundamentarse necesariamente en criterios reales y llenos de sentido común, no solamente en insultar por insultar, o como diría Pancracio Celdran: “Cuando el insulto hace honor a la realidad del insultado, más que ofensa es falta grave a la caridad con que debemos acoger a las personas.”

    Tengo entendido que el diseño urbanístico del futuro Reich iba a contener ensimisma cinco capitales, siendo Berlín, la capital de la nación, Núremberg, capital del movimiento, Múnich, capital del alzamiento, Hamburgo, capital de la exportación y el comercio y Linz, capital de la cultura. El diseño y la organización daban a entender que no era una estructura autoritaria sino cooperativa uniendo las fuerzas vitales de toda la nación, en un todo orgánico.

    ResponderEliminar
  2. Señorita Ana, quisiera preguntarle lo siguiente sobre Albert Speer: ¿Abdico la causa Nacionalsocialista y repudio su pasado con el Führer? ¿Es cierto que posteriormente se decidió por purificarse de cualquier asociación libre que lo haya mantenido al lado con Hitler, como fiel colaborador, sin haber recurrido a la famosa noción de manipulación? ¿Cómo ve usted a Speer? ¿Qué opinión se ha formulado usted sobre su persona y sus acciones posteriores a la guerra?

    Le pregunto esto a usted señorita Ana, porque hace tiempo ya que había leído completo el libro del nuestro gran compatriota nacionalsocialista Salvador Borrego, cuando escribiera en un pasaje lo siguiente: “A los reos de esa prisión (Spandau) les esta prohibido escribir, escuchar radio, leer periódicos o revistas. Se hallan sujetos a trabajos forzados y en los dos primeros años de reclusión habían manufacturado 85,000 sobres. Lavan su propia ropa y solo pueden recibir una breve carta al mes.

    Von Schirach y Speer salieron en 1966 y quedo solitario Rudolf Hess, nazi número 3 que voló a Inglaterra a ofrecer la paz. En el desquiciamiento de la derrota, algunos antiguos jefes nazis abjuraron de Hitler y de su lucha, como Frank y Von Schirach. Otros continuaron inalterables. El ministro de armamentos, Speer, condenado a 20 años, fue interrogado sobre qué haría al quedar libre y contesto: – Naturalmente que agitare”.
    – ¿Quiere usted decir que agitara para revivir la causa nazi?
    – Por supuesto ¿Por qué no?

    Ahora quisiera comentar un poco sobre esta relación paradojal entre una característica algo peculiar entre la arquitectura mesoamericana y europea. Retrocedamos unos cientos de años atrás a la gloriosa época prehispánica, y ubiquémonos, con exactitud de promedios, en el reinado de la civilización azteca y en segundo término en los mayas (al menos las más conocidas fuera de México). Bien es sabida las características que identificaban las notables construcciones erigidas como centros espirituales; tal es el caso de las plataformas de sucesión (mal llamadas pirámides). Lo llamativo era que las plataformas de sucesión fueron construidas como zonas expeditas, es decir, espacios libres. La gente solía congregarse en torno o en la inmediación de estas colosales estructuras que irradiaban rayos de magnificencia para celebrar un ritual oficiado por el sumo sacerdote. En cambio en las catedrales europeas, el contraste es fácilmente perceptible, son estructuras de zonas aislantes, es decir, espacios cerrados, se tenía que acceder en un espacio encerrado. Las plataformas de sucesión aztecas eran edificadas con miras a una celebración siempre en las afueras, sirviendo tan solo como una especie de estrado en que el sacerdote guiaba al pueblo y las catedrales europeas eran zonas cerrados en que la mayoría de las funciones eran a puertas cerradas, la construcción era aislante y las mesoamericanas, primordialmente las azteca y maya eran espacio libres, en que la estructura sirvió tan solo como un objeto más de entre todos los compuestos arquitectónicos que le acompañaban.

    Les Saluda:

    Armando di Blasio

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Sr. Armando.

      Muchas gracias por su aportación a la página, antes que nada.
      Estaré respondiéndole en breve, tanto en esta sección como al mensaje que me hiciera llegar. Los he leído ambos, y el tema que usted trata son como siempre de sumo interés y que requieren de un enfoque especial, pero por falta de tiempo me ha sido imposible en estos días atenderlo como debe ser.

      De antemano muchas gracias por su comprensión.

      Ana V.

      Eliminar

¡SE AGRADECE SU APORTACIÓN A ESPEJO DE ARCADIA!