viernes, 27 de septiembre de 2013

JOSEPH GOEBBELS 46 (color): "Nunca ninguna gran concepción de Estado – y el Socialismo es ciertamente una – se dirigió alguna vez hacia una Internacional. Luchando es como se da forma a los pueblos y a las naciones, y cualquiera que rehúsa luchar está muerto. La Naturaleza ama la diversidad, no la uniformidad. Quiere una humanidad compuesta por muchos pueblos y razas distintos, entre los cuales los más fuertes jamás recriminarán a los débiles. ¡Esto es lo que llamamos ser Nacionalista!"


INTERNACIONAL Y NACIONAL

-En otras palabras: ¿Quieren contrarrestar el Internacionalismo del Marxismo con el Nacionalismo del Socialismo Alemán?

-¡Exactamente! ¡Finalmente hemos empezado a entendernos!

-Pero me has de conceder una pregunta: si has reconocido que el enemigo – tanto si lo llamamos los Sionistas, el Capitalismo o cualquier otro – piensa y siente internacionalmente, entonces seguro que no se le puede combatir de ninguna manera, excepto, de una manera internacionalista. ¿Y el resultado de una lucha así será la Internacional del Socialismo, quien destruye de una vez y por todas, la Internacional del Capitalismo?

-Ya veo, amigo: Puedo hablar hasta que reviente, y al final es siempre lo mismo. No llegaremos a ser completamente claros el uno con el otro. Intenta pensar con lógica:

1.- De acuerdo, hemos reconocido claramente que el enemigo se está instalando internacionalmente a costa de las naciones Europeas. Apenas hay más o menos capital nacional en Alemania: los ferrocarriles, las minas, las factorías, el dinero, el oro, la Banca Nacional – todo ha sido convertido en acciones de papel, los cuales reposan en las cajas de los bancos Sionistas en Londres y Nueva York. Pero los papeles en y de ellos mismos no tienen ningún valor – no ruedan sobre las vías férreas, no producen ningún carbón, no producen pan ni bienes y no crean o mantienen un valor. Sólo sirven para rascar el interés. 

Si tenemos realmente un Estado Alemán, declararía todas las acciones alemanas - atesoradas en bancos Sionistas - nulas e inválidas, las trataría como los pedacitos de papel que son, y proclamaría un gobierno de trabajo nacional en Alemania. Mientras no tengamos este tipo de Estado, debemos en su lugar, tolerar las aprobaciones de la Colonia Dawes. No hay ninguna riqueza nacional ni capital nacional, esto es, riqueza y capital en manos del pueblo, a la nación; en su lugar, todo está bajo control de un Sindicato Internacional de Bancos. El capital nacional no trabaja para nosotros en la escena internacional; más bien, las hienas de la Finanza Internacional trabajan con él internacionalmente.

2.- La lucha contra esta Potencia Mundial naturalmente tiene que ser combatida internacionalmente, y sería muy miope, efectivamente para nosotros, si no apoyáramos en todos los países, cada movimiento que lucha en la misma línea del frente que nosotros. Pero el objetivo de esta lucha nunca será, de ninguna manera, una República Mundial Socialista... no ha habido nunca tal cosa y nunca la habrá; sólo existe en la mente de la clase obrera, de los engañados obreros alemanes: los traidores Sionistas. El verdadero objetivo es el establecimiento de nuevos Estados Nacionalistas Socialistas. 

Nosotros, además, ocupamos un pequeño lugar o ninguna acción en una lucha unida internacional de las naciones, contra la Internacional de la Finanza. Hay demasiadas barreras para tal comunicación internacional y cooperación. La Internacional del Capitalismo no sería tampoco tan estúpida como para esclavizar a todos los pueblos y naciones de la misma manera, al mismo tiempo... Todo sucede paso a paso y uno por uno, y ninguna nación piensa en identificar su situación con el de un caso previo: dado que cada una cree que aún puede salvarse así misma por medio del conformismo y de la cesión, - hasta que ya es también demasiado tarde para esa nación- y ha sido tragada en su turno por el Moloch del Capitalismo.  

Y además, amigo mío, no tenemos tiempo para esperar a todos los otros. Estamos al borde de nuestro último y final colapso, y en esta situación es prácticamente un crimen contar con la ayuda de los demás, quienes nunca nos han ayudado y que probablemente, no lo harán en el futuro. Lo que cuenta para nosotros es la máxima: ¡Dios ayuda a quienes se ayudan así mismos! 

3.- Si continúas hablando de una Internacional del Socialismo, sólo demuestras que has fracasado en comprender aún los más básicos fundamentos naturales de la Nación y del Pueblo. Nunca ninguna gran concepción de un Estado – y el Socialismo es ciertamente una – se dirigió alguna vez hacia una Internacional. El principio guiador de la Historia no es mezclador, sino diverso y diferenciador. Esto siempre ha sido así, y siempre será así. Luchando es como se da forma a los pueblos y a las naciones, y cualquiera que rehúsa luchar está muerto.

Seguramente puedes decir, esto es terrible... Éste es el camino que es; no nos hemos conformado, y lo combatimos. La Historia está formada por eternas leyes naturales, no por frases Marxistas apaciguadoras. La Naturaleza ama la diversidad, no la uniformidad. No quiere un potaje homogéneo humano... Quiere una humanidad compuesta por muchos pueblos y razas distintos, entre los cuales los más fuertes jamás recriminarán a los débiles. Hemos reconocido este hecho, y estamos dispuestos a actuar, por consiguiente, en orden a ayudar a nuestra nación alemana a forjar las armas que necesite en la lucha por la existencia en esta Tierra, por lo que se podrá afirmar así misma en este mundo del combate y del triunfo de los fuertes sobre los débiles.

¡Esto es lo que llamamos ser Nacionalista!


Dr. Paul Josef Göbbels; tomado de "El Nazi-Sozi: Preguntas y Respuestas para Nacional-Socialistas."







1 comentario:

  1. Me disculpo con todos los lectores por mi tardanza en publicar. Lamentablemente he tenido unos días agitados que me lo han imposibilitado, pero de un momento a otro estaré presentando un artículo, esperando como siempre, sea agrado de todos. De igual modo no he olvidado el tema del Cristianismo Positivo que está pendiente. Por la comprensión, muchas gracias y mil disculpas nuevamente a todos ustedes.

    Ana V.

    ResponderEliminar

¡SE AGRADECE SU APORTACIÓN A ESPEJO DE ARCADIA!