viernes, 27 de junio de 2014

DERECHO NS (2): "La protección de la ley penal contra un proceder punible no debe fracasar porque la letra de la ley contenga lagunas que permitan que por ellas se evada un astuto criminal. Es necesaria la disciplina del orden, el acostumbrarse al trabajo y al cumplimiento del deber, así como el ensayo de influencias religiosas, éticas y espirituales."

Dr. Roland Freisler


DERECHO CIVIL Y PENAL

La orientación fundamental ideológica del Nacional-Socialismo exige amplias reformas también en el terreno total del Derecho Civil. Bajo el título "Despedida del BGB", el Secretario de Estado Schlegelberger pronunció el 25 de enero de 1937 un discurso, en el que declaró que el Ministerio de Justicia, con la aprobación del Führer debe acometer la reforma del Código Civil alemán.

Si el Nacional-Socialismo en el Código Civil tiende a poner fin a las trampas y tergiversaciones de una abogacía asocial y de sus clientes, en el Derecho Penal se opone con la misma energía al punto de vista de peral mundus, fiat justicia, principio hasta ahora general en el Código criminal: "Ningún castigo sin ley de castigo", y proclama la tesis opuesta: "No hay crimen sin castigo." El antiguo Código Penal autorizaba el castigo de un hecho sólo si la ley lo autorizaba expresamente. La "Ley para la Reforma del Código Penal", de 28 de junio de 1935, prescribe, en cambio, que toda acción que "según la idea fundamental de una ley penal y según el sano juicio del Pueblo merece castigo", debe ser castigada. La protección de la ley penal contra un proceder punible no debe fracasar porque la letra de la ley contenga lagunas que permitan que por ellas se evada un astuto criminal. La frase "Nulla poena sine lege", dice el Secretario de Estado en el Ministerio de Justicia del Reich, Dr. Roland Freisler, es protección de una libertad, "pero libertad para obrar sin decencia; protege al ciudadano que trata de montar su existencia en la extensa región pantanosa entre lo que es decente y lo que está terminantemente prohibido, en el terreno de los hábiles y astutos especuladores sin conciencia, pero bien asesorados jurídicamente."

Pero también puede suceder lo contrario, o sea que un acto punible no se castigue cuando la justicia de la comunidad, es decir, una justicia más elevada, así lo reclame. El Derecho es aquello que es de provecho para el Pueblo, y lo injusto es aquello que perjudica a este.

Asimismo, el artículo 9 de la citada ley prescribe que todo aquel en casos de accidentes o de peligro general no preste auxilio aunque según el sentir sano del Pueblo tuviera la obligación y pudiera hacerlo sin grave peligro propio y sin faltar a otros importantes deberes, será castigado con la pena de cárcel o con multa.

En la ejecución del castigo se reconoció el principio de que un castigo debe sentirse como tal también por el castigado.

El castigo ha de ser un impedimento aún para criminales refractarios, a una educación interna, para cometer nuevos delitos. "Para ello es necesaria la disciplina del orden, el acostumbrarse al trabajo y al cumplimiento del deber, así como el ensayo de influencias religiosas, éticas y espirituales" (apartado 6 de la Ley del 1 de agosto de 1936). Particularmente severa e intransigente es la ley penal contra crímenes especialmente viles (como, por ejemplo, rapto de niños con extorsión, etc.). Para estos casos, la pena de muerte no solamente está prescrita, sino que es aplicada efectivamente, y no es una mera amenaza sobre el papel como en ciertos Estados. Jóvenes detenidos sin antecedentes penales no deberán ser alojados junto con criminales de profesión, sino en instituciones especiales. El Nuevo Derecho Penal de los menores sólo deberá ser aplicado cuando resulten insuficientes las medidas educativas; pero en esos casos el castigo deberá ser aplicado con vigor y dureza (en caso necesario, en el llamado presidio para menores). Hay que intentar recuperar para la comunidad hasta el último joven que se haya hecho punible.


Johannes Öhquist; del libro "El Reich del Führer: Origen, Lucha, Cosmovisión, Obra Social y Estructura de la Alemania de Hitler".







No hay comentarios:

Publicar un comentario

¡SE AGRADECE SU APORTACIÓN A ESPEJO DE ARCADIA!